A 4000 metros puedes soportar la altura, pero no mires hacia abajo que te vas al carajo

No queríamos estar mucho tiempo en La Paz, pero sin darnos cuenta nos atrapó toda la semana. Al parecer ya estábamos aclimatados gracias a las alturas por las que habíamos andado, así que no sólo pudimos disfrutar del caos de la ciudad sino que nos arriesgamos con algunas excursiones por los alrededores.

Nada tiene que ver con Santa Cruz o Sucre, las otras dos grandes urbes bolivianas. La indiferencia no tiene cabida por sus gentes, por sus calles y por la frenética actividad diaria.

En primer lugar podría separarse en dos: La Paz a 3600 metros con 1,5 millones de habitantes; y a continuación El Alto con 1 millón a 4000. Una de las grandes peculiaridades es que a pesar de su inmensa amplitud, muchos son los puntos desde los que puedes lograr una magnífica e impresionante perspectiva. Es más, cada callejón de la ciudad tiene como horizonte la montaña revestida de centenares de casas.

Por otro lado, la principal actividad gira entorno a los pequeños puestos de venta callejera. Todo el mundo puede vender de todo, aunque su mercancía sea ridícula económicamente hablando, tanto en cantidad, 10 rollos de papel higiénico, como en utilidad, sólo barcos decorativos hechos de paja. Toda una calle puede albergar hasta 50 puestos ofertando el mismo producto al mismo precio y sin que las vendedoras muestren un particular entusiasmo por vender… ¡Puedes encontrarlas dormidas sobre la mercancía durante horas! ¡O incluso que simplemente no haya nadie! Parece inexplicable cómo pueden sobrevivir. La mendicidad y la pobreza son los grandes lastres en esta ciudad, en la que sobretodo ahora para Navidad, es común ver múltiples niños cantando, bailando y pidiendo, y en cada esquina una mamita rodeada de 3 ó 4 bebés durmiendo en el suelo envueltos en mantas…

Como casi todos vosotros, nosotros también habíamos visto en internet el power point de la carretera de la muerte y estando tan cerca teníamos la curiosidad (uno más que otros) de vivirlo descendiéndola en bici. Mientras yo me planteaba si hacerlo o no, descubrimos Chacaltaya, que es una montaña localizada en la Cordillera de los Andes. Aquí batimos nuestro récord, que difícilmente sin ser escaladores, vamos a superar: el refugio estaba a 5300 metros y andando, a paso de tortuga cogiendo aire cada 10 pasos por supuesto y en zig zag, ¡alcanzamos los 5421! Hace 10 años estaba considerada la pista de esquí más alta del mundo… hoy no hay nieve, dicen que debido a las drásticas consecuencias del cambio climático.

Bolivia posee su propio Valle de la Luna, en este caso debido a la creencia en los mitos legendarios sobre el Sol y la Luna… cada lugar extraño es considerado sagrado, y consecuentemente bautizado como “el tal del Sol” y “el tal de la Luna”. Son formaciones arcillosas moldeadas principalmente por las lluvias donde, entre otras cosas, se realizaban sacrificios a los dioses… quién sabe si por lo místico del paisaje o por la abundancia del cactus San Pedro en esta zona, de donde se extrae la alucinógena mezcalina.

Al día siguiente… ” Gerardo, no voy a hacerlo, iré en el auto de apoyo y fin. ” Segundos más tade desayunando con la pareja de galeses que harían el descenso de la death road con nosotros… ” Gerardo, voy a intentarlo… ella dice que irá despacio porque tiene miedo… ” Para tranquilidad de las madres que lean este blog, o para quienes nos procesan un amor tal, diré que en todo momento había un guía y un auto en la retaguardia velando por nuestra seguridad, cansancio, caídas, y en mi caso, indecisión…. bueno, confesaré que para mí y la chica galesa se convirtió en nuestro vehículo de transporte transcurridos los primeros 20 minutos…

El recorrido comienza a 4700 metros en un lugar llamado La Cumbre y finaliza en Yolosa a 1100: descenso, descenso, descenso… 65km sin dar ni una pedalada, lo que no excluye que la concentración debía ser máxima para evitar los precipicios en cada curva. La carretera sólo está asfaltada los primeros kilómetros, y luego es “ripio” (piedra) dedicado casi en su totalidad a esta clase de turismo desde hace unos años. El nombre que lleva se debe a la cantidad de accidentes que en ella se producían, que no daban mucha opción a la vida cuando se precipitaban al vacío, y es que hay tramos en los que no caben ni siquiera 2 vehículos.

Al acabar el tour, con Gerardo y Kurt todavía exaltados por la adrenalina desprendida, decidimos pasar la noche en Coroico, un pueblecito sumergido entre una cordillera de montañas donde las nuben corrían a la altura de nuestos pies a una velocidad vertiginosa, y que es conocido por la comunidad afroboliviana que allí vive.

Del departamento de La Paz sólo nos queda pendiente el lago Titicaca con vistas a pasar las Navidades y fin de año en Perú.

Anuncios

5 comentarios

  1. Miriam said,

    diciembre 29, 2009 a 7:38 pm

    hola pareja!
    por fin he podido ponerme al día con vuestra aventura y participar en este blog que tanto os estáis currando.
    Me alegro un montón de que estéis disfrutando tanto el viaje y de que lo compartáis con nosotros.
    Parece que la Paz sigue igual… haciendo tan poco aprecio a su nombre, pero merece la pena, verdad? q tal la vuelta de Coroico? por la misma carretera, no? ay…!!! cuidaos mucho y prestad atención que Bolivia tiene sorpresa… quién dijo que no tenía mar??
    un besazo enorme
    miriam

    • calurera said,

      diciembre 29, 2009 a 7:43 pm

      Qué bien Miriam! ME alegro que nos sigas! Pronto nos vemos y hablamos más! MUAK

  2. Luis said,

    diciembre 29, 2009 a 8:43 pm

    Bueno chicos, ya tenéis billetes.
    Qué pena que yo me vaya el cinco, sin veros y sin que me contéis historias…

  3. Jeronimo anonimo said,

    enero 2, 2010 a 1:01 am

    “Siempre de aqui alla,cuando biene se va,de vacaciones en su ciudad no tiene ni tiempo de saludar,tu trabajo es disfrutar y el mundo tu hogar,si sabes hablar y donde buscar has de encontrar el mejor lugar,la gente lo da,pues bien acompañado esta el que sabe caminar por sendas de aventura y felicidad,VIAJAR DE VERDAD ES VIVIR EN LIBERTAD,(sin villete de ida y vuelta)rumbo a ningun lugar,prospero año nuevo y feliz navidad” Vaya fotos chulas,menudo viaje,pa ti es la vida,el block me encanta,tomo nota Gerar saludos y hasta pronto.

  4. Susika said,

    marzo 5, 2010 a 10:52 am

    ¡Q recuerdos!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: